sábado, 25 de octubre de 2008

"Los hombres que no amaban a las mujeres", de Stieg Larsson


No salgo de Suecia. Después de Mankell, ya un clásico, y siguiendo las recomendaciones de varios amigos, leo a Stieg Larsson, y al libro que se ha convertido en uno de los bestsellers del año, "Los hombres que no amaban a las mujeres". Creo que es uno de los ejemplos claros, de que además de la publicidad, el boca a boca sigue siendo una de las mejores vías de transmisión en la venta y lectura de libros. Y la verdad es que la novela se lo merece. Está bien escrita y posee una de las mejores cualidades de cualquier historia, y es que no puedas dejar de leerla hasta el final, que te enganche hasta quitarte el sueño.


Y es que de nuevo aparece, bajo la aparente calma de la idílica Suecia que imaginamos, un país mucho más convulso, corrupto y confuso, que Larsson describe con rapidez y sin ambigüedad, a través de la creación de unos personajes que, de no ser por la temprana muerte del novelista, pasarían a la tradición universal de la novela negra. En particular, el personaje de Lisbeth Salander, la joven superdotada y semiautista, mezcla de marginada y genial, que se convertirá en la clave de una serie de investigaciones apasionantes.

En particular, la trama principal es la historia de la familia Vanger, una saga familiar de ricos industriales suecos, en el que la investigación de la desparición de la joven Harriet cuarenta años atrás, llevará a aflorar viejos episodios de nazismo, asesinatos, perversiones sexuales y otras lindezas. El periodista Mikael Blomkvist, redactor jefe de la revista "Millenium", que da nombre a la saga de tres novelas de la cual esta es la primera, recibe el encargo de investigar la histria de Harriet, y acabará abriendo (y cerrando) la caja de Pandora de la saga familiar. ¿Cuantas familias de bien ocultarán historias de este estilo? ¿No se insinuaban recientemente en alguna biografía oscuras conexiones de alguna familia alemana emparentada con una española, con los nazis?. ¿O todo es literatura?




Desgraciadamente Stieg Larsson falleció recientemente, a punto de ver publicada el primer libro de la trilogía y justo después de entregar al editor la tercera parte. El 25 de Noviembre se publica en España la segunda parte. Os dejo aquí la sinopsis y la portada de "La chica que soñaba con una cerilla y un bidón de gasolina"



"Lisbeth Salander se ha tomado un tiempo: necesita apartarse del foco de atención y salir de Estocolmo. Trata de seguir una férrea disciplina y no contestar a las llamadas ni a los mensajes de Mikael, que no entiende por qué ha desaparecido de su vida sin dar ningún tipo de explicación. Lisbeth se cura las heridas de amor en soledad, aunque intente distraer el desencanto con el estudio de las matemáticas y ciertos placeres en una playa del Caribe.

¿Y Mikael? El gran héroe, Súper Blomkvist, vive buenos momentos en Millennium, con las finanzas de la revista saneadas y reconocimiento profesional por parte de colegas y otros medios. Ahora tiene entre manos un reportaje apasionante sobre el tráfico y la prostitución de mujeres procedentes del Este que le han propuesto una pareja, Dag y Mia.

Las vidas de nuestros dos protagonistas parecen haberse separado por completo, pero entretanto... una muchacha, atada a una cama, soporta un día tras otro las horribles visitas de un ser despreciable y, sin decir palabra, sueña con una cerilla y un bidón de gasolina, con la forma de provocar el fuego que acabe con todo."
Links: A la página española de Larsson: http://www.serielarsson.com

5 comentarios:

Gww dijo...

Llevo varias semanas leyendo elogiosos comentarios sobre este libro y, en particular, en tu criterio confío, así que me veré obligado a leerlo en cuanto pueda.

Además, me ha gustado tu reflexión sobre la importancia (aún hoy en día, cuando parece que nada escapa al marketing teledirigido) del boca a boca. Normalmente de ahí surgen las mejores recomendaciones que jamás he recibido (y no de las columnas de los suplementos literarios).

Un abrazo.

Isabel Romana dijo...

No me extraña nada que te gustase. Yo lo devoré en unos pocos días este verano, estaba deseando llegar a casa para seguir con su lectura. A pesar de sus muchas páginas, en ningún momento se me hizo pesado. Tiene un ritmo excelente y coincido contigo en los bien construidos que están los personajes y, en especial, el de la joven. Por lo demás, la historia es estremecedora. Hay que lamentar la muerte prematura de su autor, que nos ha privado de buena literatura. También me apena que no haya podido conocer ni saborear su éxito, el fruto de su trabajo. Saludos cordiales.

SUSANA dijo...

Ahora me cierra el porqué del "run-run" atronador de este libro!

Me gustan tus sinopsis, tienen entusiasmo, reflexiones, interrogantes compartidos...

Vamos por ese libro, ya se hace indispensable!

Besitom Fab, Muchas Gracias por la recomendación!

Francisco Ortiz dijo...

La novela negra es la novela social de nuestro tiempo, la novela realista de nuestro tiempo, y novelas como esta y autores como este lo confirman una vez más.

Cornelivs dijo...

Muy buen post!

Acabo de añadirte a mi lista de blogs favoritos.

Un cordial saludo!