jueves, 22 de marzo de 2012

"Purga", de Sofi Oksanen


Un libro extraordinario. Durísimo. Una novela sobre dos mujeres. Ambientado en la Letonia post-comunista. Narra el encuentro de dos mujeres. Una, mayor, superviviente del nazismo y del comunismo, oculta un terrible secreto. Otra, joven, huye de su presente, de las mafias y la prostitución. Realmente impresionante. Entre muchas otras cosas, una demostración de cómo la violencia contra las mujeres persiste en el tiempo, adoptando muchas y variadas formas.

Hay muchas reseñas en la red. Prefiero copiar dos párrafos:

"Sin embargo, el pánico de la chica era tan palpable que Aliide de repente lo sintió en carne propia. Dios mío, su cuerpo recordaba aquella sensación, la recordaba tan bien que se sentía vulnerable en cuanto la descubría en los ojos de alguien. ¿Y si la joven tenía razón? ¿Y si de verdad existían razones para temer lo que temía, que su marido estuviese allí? La capacidad de Aliide de aterrorizarse era algo del pasado. La había dejado atrás, y los que tiraban piedras la traían sin cuidado. Pero ahora, con aquella desconocida en su cocina esparciendo su miedo desnudo por el mantel de hule, ya no era capaz de expulsarlo como debía, y dejó que se deslizase entre el empapelado y la cola vieja, en los huecos que habían quedado tras retirar las fotografías para esconderlas y más tarde destruirlas. El miedo se había instalado en su propia casa, como si siempre hubiera estado allí. Como si simplemente hubiera estado de visita en algún lugar y hubiese vuelto por la noche."
 

"Le iba a estallar la cabeza. Las cortinas flameaban con desesperación, los ganchos tintineaban, la tela se sacudía. El crepitar del fuego había cesado, el tictac del reloj había sido silenciado por el viento. Todo se repetía. Aunque el rublo se había convertido en corona, aunque los vuelos militares que la sobrevolaban habían ido a menos y las mujeres de los oficiales ya no hablaban tan alto, aunque desde los altavoces del Pitkä Hermann sonaba sin cesar el himno de la independencia, siempre había una nueva bota de cuero curtido al cromo, siempre llegaba una bota nueva, igual o diferente, pero que siempre pisaba la garganta del mismo modo. Las trincheras se habían cubierto de tierra y vegetación, los casquillos en los bosques se habían oscurecido, los refugios subterráneos se habían derrumbado, los caídos se habían descompuesto, pero ciertas cosas no cambiaban."

6 comentarios:

Shorby dijo...

Ando un montón de tiempo tras este libro!!! A ver si me hago con él!

Besotes

Francisco Ortiz dijo...

Ahí lo tengo, esperando turno hace ya algún tiempo.

jiescribano dijo...

Lo acabo de incorporar a mi lista de deseos

Golem dijo...

Es un libro muy duro en algunos momentos, pero vale la pena.

Saludos a los tres.

Blanca dijo...

Lo siento, no es Letonia sino Estonia, el lugar en que se desarrolla la novela.

Golem dijo...

Hace tiempo que no paso por este blog, pero no podía dejar de contestar tu comentario. Tienes toda la razón. Disculpas por la confusión. Y gracias